jueves, 4 de febrero de 2016

máscaras dulces de carnaval

Ya se comienza a percibir en los hogares el aroma del lacón con grelos y los dulces típicos del carnaval. Yo me he anticipado unos días con estas originales máscaras que hice el fin de semana.
La masa es muy parecida a la que utilizo para elaborar las "orellas". He modificado alguno de los ingredientes para que el resultado fuese crocante y al mismo tiempo mantuviesen la forma al freírlas. En mi primer intento me salieron con unos ojos enormes, que se asemejaban más a un búho que a una máscara :) No tienen porque salir perfectas, lo más importante es el sabor, y estaban muy ricas. Os dejo la receta para que las disfrutéis!!



Para unas 15 máscaras, dependiendo del tamaño que las hagamos. Mi plantilla media unos 18cm de largo.

Ingredientes:
  • 1 huevo mediano (peso con cáscara 65gr)
  • 4 cucharadas de licor de anís
  • 4 cucharadas de leche entera
  • 40gr de mantequilla derretida (unas cuatro cucharadas)
  • ralladura de un limón
  • una pizca de sal  (como media cucharadita de café)
  • 220gr de harina común
  • 1 cucharadita de postre de azúcar glas (para la masa)
  • aceite de girasol para freírlas
  • azúcar glas para espolvorear por encima.
Para elaborar la plantilla de la máscara lo que hice fue  imprimirla, luego recortarla  y dibujarla de nuevo sobre una cartulina de goma eva, aprovechando que ya la tenía en casa.

Preparación:

En un bol echamos, el huevo ligeramente batido, el anís, la leche, la mantequilla y la ralladura de limón. Mezclamos todos los ingredientes.


Incorporamos a la harina, la sal y la cucharadita de azúcar. La añadimos poco a poco a la mezcla anterior, removiendo hasta formar una bola que podamos manejar con las manos.


Esparcimos el resto de la harina sobre una superficie plana y continuamos amasando hasta obtener una masa elástica que no se adhiera a las manos. Cubrimos con un paño y la dejamos reposar unos 10min para que se relaje.


Untamos una superficie plana (mesa, o mármol) ligeramente con aceite, colocamos un trozo de papel de hornear encima. Así evitaremos que se nos mueva a la hora de estirar la masa. Untamos también un poquito el papel por encima con una servilla humedecida de aceite.


Estiramos la masa con el rodillo procurando dejarla bien fina ( y más o menos del tamaño del papel) situamos la plantilla de cartulina encima y con un cuchillo bien afilado recortamos las máscaras guiándonos por el dibujo.

Retiramos la masa sobrante y con unas tijeras recortamos el papel.entorno a las máscaras.

De esta forma podremos trasladarlas a la sartén sin que se deformen. Unimos los restos de masa sobrante y repetiremos la misma operación hasta terminarla.


Ponemos una sartén con abundante aceite a calentar a fuego suave,  cuando esté caliente introducimos las máscaras, junto con el papel (no os preocupéis que no se va a quemar). a los pocos segundos podremos retirar el papel con facilidad. Freímos un par de minutos por ambos lados hasta que estén doradas.


Las depositamos sobre papel absorbente. Una vez frías las espolvoreamos con azúcar glas. Para que se conserven mejor os recomiendo cubrir la bandeja con una bolsa o film plástico.


A disfrutar del carnaval... del lacón y de las filloas!!

lunes, 25 de enero de 2016

castagnole de anís y naranja

Los carnavales para mí siempre han sido las fiestas más divertidas de todo el año. De niña solía disfrazarme con la ropa de mis abuelos, cualquier prenda o artilugio servía para pasarlo bien sin gastar una peseta. Luego íbamos en pandilla a casa de los vecinos a pedir "filloas", y siempre te gastaban alguna broma, en cuanto le pegabas un bocado a la filloa te podías encontrar un papel, sal, pimiento picante, harina..... no sé yo quienes disfrutaban más si los mayores o los niños :)

Pues hoy os traigo las cagtagnole, uno de los dulces típicos del carnaval en Italia, se hacen en un periquete. Cada cual le puede aportar su toque personal. Son ligeramente crujientes por fuera y tiernas por dentro...un viciooo!!


Ingredientes: para unas 25 castagnoles de 12gr cada una
  • 200gr de harina de repostería
  • 2 cucharaditas de postre de levadura química
  • 1 cucharada de azúcar avainillado
  • 1 cucharada de azúcar común
  • 1 cucharadita de anís en grano
  • 3 cucharadas de aceite
  • 3 cucharadas de licor de anís
  • 2 cucharadas de zumo de naranja
  • ralladura de media naranja pequeña
  • ralladura de medio limón
  • una pizca de sal
  • 1 huevo mediano
  • aceite de girasol para freírlas
  • azúcar glas para rebozarlas, como no me alcanzaba le mezclé una cucharada rasa de azúcar normal.
Preparación:
Sobre una superficie plana o en un bol, tamizamos la harina junto con la levadura y la sal. Formamos un hueco en el cual agregaremos el resto de ingredientes, azúcar común y avainillado, huevo, aceite, licor de anís y en grano, zumo de naranja, la ralladura de esta y del limón.

Removemos con una cuchara hasta formar una masa un poco pegajosa que podamos manejar con las manos.

Continuamos amasando hasta obtener una masa compacta que se nos pegue muy ligeramente a las manos. Si fuera necesario podemos añadir un pelín más de harina, pero sin pasarnos, la razón es que si le ponemos demasiada luego nos saldrían duras. La mejor forma de comprobarlo es coger un pequeño trozo de masa, formar una bolita y si mantiene la forma es que no necesita más harina.

Untamos las palmas de las manos con un pelín de aceite, cogemos pequeñas porciones de masa y formamos bolitas de unos 12gr cada una aprox.


Ponemos a calentar abundante aceite en una sartén a fuego medio y las freímos un par de minutos hasta que estén doradas. Procurar que el aceite no esté muy caliente para que les de tiempo a cocinarse bien por dentro.


Las vamos depositando sobre papel absorbente. Cuando estén tibias las rebozamos en el azúcar.


A disfrutar de la merienda ;)

lunes, 21 de diciembre de 2015

plum cake de navidad

Hace un momentito estábamos saboreando este sencillo y delicioso plum cake de pasas y frutas confitadas, junto con una taza de chocolate calentito...que rico!! dentro un rato me voy a por otro trozo antes de que desaparezca ;)
Lo podéis elaborar con antelación, es más cuando han trascurrido un día o dos está todavía más rico. Un bizcocho con una miga densa y húmeda. Si no os apetece ponerle el glaseado podéis espolvorearlo simplemente con azúcar glas.
Ya que estos días andamos muy liados con las compras navideñas, aprovecho esta entrada para desearos lo mejor para estas fiestas (si puede ser un pellizquito en la lotería mejor) Enviaros todo mi cariño y un millón de besos y abrazos.


Ingredientes: para un molde de 10x26x8
  • 110gr de mantequilla, a punto de pomada (blandita)
  • 90gr de azúcar
  • 3 huevos de 65gr cada uno (pesados con cáscara) a temperatura ambiente
  • 180gr de harina de repostería
  • 8gr de levadura química (un poquito más de medio sobre)
  • Una pizca de sal
  • 30gr de almendra molida
  • 1 cucharadita de postre de esencia de vainilla
  • 3 cucharadas de ron, o brandy, o un licor de vuestra preferencia
  • 1 cucharada de zumo de naranja
  • ralladura de un limón pequeño
  • 70gr de pasas, sin pepitas
  • 160gr de fruta confitada, naranja, cerezas, pera, melón etc
  • 30gr de orejones
Para el glaseado: 70gr de azúcar glas, 1 cucharada escasa de agua.

Preparación:
En un pequeño cuenco ponemos las pasas, añadimos ron o un licor de vuestra preferencia hasta que las cubran. Dejamos macerar durante 24 horas. A las 12h las removemos. Cuanto más tiempo las dejemos macerar mejor. Transcurrido este tiempo, las escurrimos y reservamos el licor.

Untamos el molde con una pizca de aceite y lo forramos con papel de hornear. El aceite actuará de pegamento para que se mueva el papel.

Picamos en trocitos pequeños las frutas confitadas y los orejones, reservamos.

Encendemos el horno a 180º calor arriba-abajo para que se vaya calentando.

En un bol batimos la mantequilla junto con el azúcar hasta que la mezcla esté suave y homogénea.
Añadimos los huevos, uno de cada vez, no añadir el siguiente hasta que el anterior no esté bien integrado.


Incorporamos la harina tamizada junto con la levadura y la pizca de sal, removemos. Agregamos la almendra molida.


Añadimos la esencia de vainilla, el zumo de naraja y las tres cucharadas del licor que reservamos (que hemos utilizado para macerar las pasas) y la ralladura de limón.


Incorporamos a esta mezcla las frutas confitadas, las pasas y los orejones. Mezclamos para que se distribuyan bien en la masa.


Vertemos la masa en el molde, alisamos la superficie.


Introducimos en el horno que tenemos caliente durante unos 50-60min aprox, hasta que al introducir un palillo este salga limpio. Si vemos que se nos tuesta demasiado lo cubrimos con un trozo de papel de aluminio. Lo retiramos del horno, esperamos un par de minutos y lo ponemos a enfriar sobre una rejilla.


Una vez que haya enfriado lo decoramos. En un pequeño recipiente mezclamos el azúcar glas con el agua, hasta que obtengamos la consistencia de una pasta de dientes, si fuera necesario añadimos un poquito más de azúcar o agua según lo creamos necesario. Colocamos unos trocitos de fruta escarchada.


Id preparando el café!


FELICES FIESTAS!!! A TOD@S

lunes, 14 de diciembre de 2015

marquesas, dulce navideño

Las marquesas son uno de los dulces tradicionales navideños que tenía pendientes para hacer. La receta la tomé prestada del blog de José Manuel "Asopaipas". Gracias por compartir esta delicia!
En nuestra casa cualquier tipo de dulce que lleve almendra desaparece en un abrir y cerrar de ojos, y este suave bocado no iba a ser menos ;)
Me costó un poco encontrar las cápsulas de papel cuadradas que es como se suelen  presentar, finalmente las localicé en un establecimiento chino :) No tienen porque ser necesariamente cuadradas, podéis utilizar unas cápsulas redondas, lo que si! os recomiendo que las introduzcáis dentro de unos moldes rígidos para que mantengan la forma y el resultado sea más bonito. El sabor nada tiene que ver con las comerciales y son muy fáciles de hacer, no tenéis excusa ;)


Ingredientes: para unas 24 marquesas
  • 5 huevos medianos (a temperatura ambiente)
  • 250gr de almendra molida
  • 120gr de azúcar glas
  • 120gr de azúcar normal
  • 40gr de harina de repostería
  • 40gr de maizena
  • ralladura de un limón mediano
  • 1 cucharadita de café de levadura química (tipo Royal)
  • azúcar glas para espolvorear por encima

Preparación:
Ponemos a calentar el horno a 190º calor arriba y abajo (sin ventilador)

En un bol batimos los huevos junto con los dos tipos de azúcar con unas varillas eléctricas durante unos 6-7min hasta que estén esponjosos y presenten un ligero color amarillo pálido.


A continuación añadimos la almendra molida, removemos con una espátula con movimientos envolventes.


Tamizamos la harina junto con la maizena y la levadura, se la incorporamos poco a poco a la mezcla anterior, removiendo.

Y por último la ralladura de limón, removemos bien todo.


Colocamos las capsulas de papel dentro de un molde rígido para que no se deformen (en mi caso en un molde para brownies y de silicona).


Con ayuda de una cuchara llenamos los moldes de masa hasta que llegue aproximadamente a 1cm del borde.

Las introducimos en el horno que tenemos precalentando en el segundo estante comenzando por abajo. Bajamos la temperatura a 180º y las dejaremos a esa temperatura durante18-20min aprox dependiendo de vuestro horno. Para saber si ya están listas las pinchamos con un palillo y comprobamos que salga limpio.

Las retiramos del horno, esperamos un par de minutos, las sacamos del molde y las colocamos sobre una rejilla para que no se humedezcan y terminen de enfriarse.


Una vez frías las espolvoreamos con el azúcar por encima. Si os apetece decorarlas como las de la imagen es muy sencillo, solo tenéis que dibujar una estrella o la forma que más o guste en un trozo de papel o cartulina la recortáis y la colocáis encima antes de espolvorear el azúcar. Yo utilicé un molde pequeñito para bombones.
 

  Si tenéis en mente hacerle un detalle a alguien, las introducís en una cajita y quedaréis de fábula!

lunes, 7 de diciembre de 2015

langostinos al horno

Como cada año por estas fechas los supermercados están repletos de productos navideños para agasajar nuestros paladares. Los langostinos en estos días es cuando tienen un mayor protagonismo en nuestras mesas, cocidos, a la plancha, en brochetas.... o como se nos ocurra.
El fin de semana pasado los hice al horno. Al ir abiertos el aliño penetra en la carne y le aporta un sabor maravilloso, dan un poco más de trabajo, pero el resultado bien merece la pena. Los podéis preparar con antelación, luego mientras los invitados se sientan a la mesa y van abriendo la botella de vino solo tendréis que introducirlos unos minutos en el horno y listo. Espero que gusten!


Ingredientes: para unos 14 langostinos (en la bandeja falta el que me comí para catarlos ;)
  • 14 langostinos grandes
  • 5 cucharadas de aceite de oliva virgen
  • 1 cucharada de zumo de limón
  • 3 dientes de ajo
  • la mitad de una guindilla (cayena)  mediana o una entera pequeña 
  • unas ramas de perejil fresco (según vuestro gusto)
  • sal
Preparación:
Retiramos las cabezas a los langostinos. Como no se van a utilizar podéis aprovecharlas para preparar un delicioso caldo (Yo las rehogo con un chorrito de aceite, añado agua y las dejo hervir unos 10min, lo cuelo y una vez que haya enfriado lo congelo)
Con unas tijeras de cocina cortamos las patas y la punta de la cola. Luego hacemos un corte por el centro de la espalda a lo largo hasta llegar a la cola.


Acostamos los langostinos sobre una tabla de cortar y con un cuchillo afilado profundizamos el corte a lo largo hasta llegar a la cáscara de las patas pero sin atravesarla.
.

Los abrimos como si fueran un libro y presionamos ligeramente con la mano para que se queden abiertos. Retiramos el intestino (que se asemeja a un hilo negro), reservamos en el frigorífico mientras preparamos el aliño.
En un mortero machacamos los dientes de ajo, el perejil picado menudo, la guindilla y un poco de sal.
Una vez que los tengamos bien machacados, retiramos la guindilla, añadimos el aceite y el zumo de limón, mezclamos bien.

Con la ayuda de una cucharilla extendemos un poco de aliño sobre cada langostino. Los vamos depositando sobre una bandeja apta para horno.


Los introducimos en el horno precalentado a 200º calor arriba-abajo en el estante de arriba durante unos 6-7min aprox hasta que presenten un ligero tono opaco. Para asegurarnos de que están listos retiramos uno y lo probamos.


A la hora de servir le echamos por encima un poquito del jugo de la bandeja que soltaron durante la cocción. Acompañamos con unas rodajas de limón.


fuente adaptada de: foodiebake. Están para chuparse los dedos ;)  
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...